MUJERES AL DÍA! Con Antonieta Morales; ¡¡Contra la Violencia económica!!



Si bien la violencia física es la más visible, podemos decir que esta solo es la punta del Iceberg. Por ello es necesario referirnos a aquella violencia que no deja huellas y daña tremendamente en silencio. Me refiero a la violencia económica, la cual se manifiesta de diferentes formas y que son necesarias que identifiquemos. Por ejemplo se presenta, cuando se ejerce control por parte del hombre proveedor de una familia, mediante la entrega el dinero para la mantención del hogar y/o de las hijas o hijos comunes o de otras personas que integran el núcleo familiar. Otra de las formas de violencia económica es cuando un “otro” se apropia del dinero que ganó la mujer con su trabajo, así como también aquellas situaciones en las cuales se niega, condiciona o extorsiona a la mujer con los recursos económicos que se necesitan para el funcionamiento del hogar. Otra de las formas es cuando la mujer quiere buscar trabajo o estudiar y se le niega cualquier posibilidad de generar ingresos propios o tener autonomía.

Son muchas las situaciones en las cuales se hace presente la violencia económica, diferencias salariales entre mujeres y hombres, incluso haciendo el mismo trabajo. Diferencias de precio en los planes de salud en las isapres, pagamos montos altísimos y que decir si tomamos planes con cobertura de maternidad, el valor es mayor aún, como si esto fuera un castigo. Esto entre muchos otros ejemplos.

En una de las últimas encuestas Casen, reveló que, en Chile, del total de personas de 15 años y más, sin ingresos autónomos propios, el 75% son mujeres. El 65% de las mujeres entre 25 y 59 años que está fuera del mercado laboral señalan que sus responsabilidades familiares se lo impiden. En los hombres esta razón no alcanza el 5%.

Es de suma importancia que las mujeres participen en el mundo laboral, por ello hay que seguir sumando esfuerzos, ya que continúan siendo preocupantes las diferencias y barreras con las cuales se enfrentan las mujeres al decidir entrar al mercado del trabajo. Al observar los datos de participación de las áreas de intervención de PRODEMU, sólo un 8,1% de las mujeres declara “trabajar de manera permanente”, pero aumenta a un 32,8% en los casos de trabajo permanente por cuenta propia. Por este motivo, nuestra Fundación PRODEMU ha puesto uno de sus énfasis en implementar acciones bajo el programa Emprende, que capacita y entrega capital a las mujeres para iniciar este camino hacia su autonomía económica, porque queremos que se conviertan en proveedoras, y puedan decidir ¿cómo? y ¿en qué? administrar su dinero.

Creo firmemente que la autonomía económica es una de las vías fundamentales para sacar adelante a aquellas mujeres que viven violencia física. Por ello la importancia de acompañar los procesos de denuncia, pero también de generar mayores espacios para contratación de mujeres o espacios para que puedan emprender.

Los talleres de PRODEMU promueven y permiten desarrollar la conciencia de género y el empoderamiento de la mujer es el corazón de nuestra fundación. Por ello somos parte de la agenda mujer, impulsada por nuestro Presidente Sebastián Piñera y nos sumamos a la campaña #NoLoDejesPasar, enfocada en la prevención y detección de las conductas que constituyen violencia. Campaña también impulsada en nuestro gobierno y que hace un fuerte llamado a construir un Chile más humano, más solidario y sin violencia.

Nuestro compromiso está en seguir trabajando por las mujeres de Chile y desde mi cargo, trabajar por mi región desde PRODEMU, fundación de la Presidencia de la Republica y el primer escalón de la RED DE AUTONOMIA PARA LAS MUJERES.

#Chile En Marcha #Juntas Avanzamos

Antonieta Morales Herrera

Directora Regional

Fundación Prodemu